sábado, 26 de noviembre de 2011

Biblioteca de Ciencia Ficción Orbis



En esta entrada voy a tratar un tema radicalmente diferente de los cubiertos hasta ahora: las colecciones especializadas. O más precisamente, una de dichas colecciones. Por desgracia, la ciencia-ficción continúa siendo a día de hoy en España (y me atrevería a decir, en la mayoría de los países de habla hispana) un género netamente marginal, con pocas colecciones y tiradas modestas, pero hubo una época, coincidiendo con la apertura a la modernidad que supuso la consolidación de la democracia en la primera mitad de los años 80, que dio la impresión de que tal marginalidad podía tocar a su fin.

Sólo así se explica que pudiera llegar a ver la luz la Biblioteca de Ciencia Ficción, entre 1985 y 1987, editada por la editorial Orbis. Un auténtico hito de la época, pues se trataba de una colección de las llamadas "de quiosco", con un título nuevo cada semana, gran tirada y un precio tremendamente reducido. Tres ingredientes que explican su rotundo éxito comercial, y lo que es más importante, su impacto a la hora de acercar la ciencia ficción a un público mucho más amplio de lo habitual hasta ese momento en España.

Dirigida por Virgilio Ortega con el asesoramiento del insigne Domingo Santos, explotó con acierto una fórmula sencilla: la reedición de un gran número de títulos publicados con anterioridad en español en otras colecciones de difusión más restringida. Una reedición en la que el sabio criterio de Santos permitió cubrir un amplísimo espectro de la ciencia-ficción publicada a nivel mundial hasta dicha fecha. Baste señalar que la oferta de lanzamiento (que incluía dos volúmenes por el precio de uno) estaba formada por "El fin de la eternidad", una de las mejores novelas de Isaac Asimov, y por "2001, una odisea en el espacio", la adaptación que Arthur C. Clarke preparó a partir del guión de la famosísima película de Stanley Kubrik. Y que el tercer título fue "Tropas del espacio", la premiada novela de Robert A. Heinlein. En otras palabras, los Tres Grandes representados cada uno de ellos por uno de sus títulos más relevantes.

Pero es que la colección seguía con "Estación de tránsito", de Clifford D. Simak, y con "Mundo Anillo", de Larry Niven, ambos hitos indiscutibles del género... Y así hasta completar cien títulos de altísimo nivel, con lo mejor de autores mundialmente reconocidos como Fredric Brown, Ray Bradbury, Philip K. Dick, Robert Silverberg, Poul Anderson, Ian Watson, Alfred Bester... Con espacio también para algunas de las mejores selecciones de relatos de la historia del género (entre ellas, las revolucionarias "Visiones peligrosas" compiladas por Harlan Ellison). Añadiendo selecciones de algunas de las mejores publicaciones del género (The Magazine of Fantasy & Science Fiction, Isaac Asimov Magazine). Y sin olvidar una pequeña pero certera presencia de autores españoles o que escriben en español (Rafael Marín Trechera, Gabriel Bermúdez Castillo, Angélica Gorodischer...).

Aun hoy las ediciones de segunda mano de esta inolvidable colección son la mejor forma de acceder a clásicos indiscutibles del género como "Flores para Algernon" de Daniel Keyes o "Un caso de conciencia" de James Blish. Así que no lo duden, si cae en sus manos algún título de esta colección, guárdenlo en un lugar preferente de su biblioteca, pues además de una forma de entretenimiento de calidad tendrán consigo una pequeña pieza de la historia de la ciencia-ficción española.

3 comentarios:

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.